A la hora de curar y compartir contenidos en nuestras redes sociales debemos intercalar contenidos propios y ajenos. En este post os mostramos algunos trucos y herramientas que os ayudarán a recopilar información de calidad.

Debemos seleccionar a quién seguimos en las redes sociales

A la hora de crear una estrategia de Content Marketing, debemos tener en cuenta que no solo podremos hablar de nosotros mismos como marca, ya que, de lo contrario, cansaremos a nuestros seguidores. Además de reflejar una imagen de egocentrismo y de desconocimiento del sector. Por eso es bueno intercalar contenido propio con contenido ajeno, incluso don un mayor porcentaje del segundo.

Sin embargo, para conseguir compartir un contenido ajeno de calidad tendremos que hacer un gran esfuerzo de búsqueda de información. Y aquí es donde entra en juego la curación de contenidos: que se puede definir como la creación de un sistema de recopilación y almacenamiento de información sobre un tema.

Es importante ofrecer a nuestros seguidores el mejor contenido disponible

La curación de contenidos puede parecer una tarea simple de recopilación de información, sin embargo, ¿Cómo sé si lo que encuentro es de calidad?, ¿Cómo filtro los contenidos?

1.º Saber a quién seguir: es importantísimo seguir a expertos en nuestras áreas en las redes sociales. Personas que compartan contenidos valiosos sobre nuestro sector y que nos puedan servir de ayuda. Usuarios importantes y que sean una referencia tanto en el sector como en las redes sociales.

2.º Crear listas: otro punto de ayuda será crear listas o feeds con corrientes de noticias que nos interesen, y configurar diversas pestañas para poder servirnos de ellas cuando lo necesitemos. Estas listas pueden englobar a líderes de opinión, a personas que nos interesen, nuestra competencia, etc. De esta manera tendremos a nuestra disposición una gran lista de noticias sobre nuestro sector que se van actualizando.

3.º Intercalar contenidos de las redes sociales: siguiendo con las listas de las que hablamos en el punto anterior, un punto positivo es intercambiar las informaciones de unas plataformas sociales a otras. Por ejemplo, si encontramos un artículo interesante en Twitter, debemos compartirlo en nuestras páginas de Facebook, Google Plus, etc.

4.º Conocer el sector: si queremos filtrar las noticias que son interesantes y dejar a un lado las que no aportan nada, tendremos que tener una noción clara del sector donde nos movemos. Así como un conocimiento de las principales herramientas de curación que existen.

En definitiva, la Curación de Contenidos es una acción de marketing que nos puede ayudar a ser más activos y visibles en las redes sociales, pero, tendremos que conocer cómo hacerlo para no caer en grandes errores que pueden arruinar nuestra imagen a nivel online.