Las conversaciones en Twitter te dan la oportunidad de conectar con diferentes tipos de usuarios sobre un tema que les apasiona. También es una forma de conectar con potenciales clientes y compartir ideas para saber su valor.

Pero hay que saber cómo generar impacto. Esta cualidad dependerá de la calidad de tus respuestas y puntos de partida. A continuación te contamos algunas técnicas que puedes aplicar para conseguir mejores resultados en Twitter.

  1. Mejora tus tuits con GIF e imágenes

A los usuarios de Twitter les encantan  los tweets con imágenes, vídeos o algo diferente a un texto estándar.

Twitter sugiere que los tweets con imágenes son un 35 por ciento más propensos al retweet. Pero la cosa no tiene que terminar ahí. Utilizar GIFs ayuda a transmitir emoción, humor y un comportamiento más espontáneo.

  1. Participa de forma significativa e individual

El ‘one to one’ funciona. Puede que la conversación sea entre varios usuarios, pero en ocasiones hay que contestar de forma individual para no derivar la conversación por donde no quieres que vaya. Recuerda que incluso terminada la conversación principal, algunas individuales con nuevos seguidores pueden seguir abiertas.

  1. Recuerda utilizar hashtags en cada tuit

Es fácil olvidar incluir el hashtag cuando la conversación coge ritmo, pero es algo que debes recordar. Si preparas los tuits con mucha antelación, asegúrate de incluir hashtags en todos los tuits.

  1. Prepara algunas respuestas con antelación

En Twitter puedes crear una conversación espontánea entre seguidores, clientes y tu marca, pero no te lo aconsejamos. Puede que salga bien, pero siempre podría salir mejor. En todo momento hay que saber qué decir, y es fácil quedarse en blanco.

Toma nota de todas las posibles preguntas y respuestas. Si al comenzar la conversación surgen nuevas, apúntalas, quizá las vuelvas a necesitar. Así podrás estar atento a la conversación y gastar menos tiempo contestando.

  1. Permite y deja que tus seguidores puedan ver las diferentes conversaciones

Antes de comenzar la conversación avisa a tus seguidores. Interactúa con ellos e interactúa con tus seguidores más activos para darle forma a la conversación. De esta forma los nuevos seguidores podrán ver el tono, informase del tema y podrán estar pendientes de la conversación.

  1. Utiliza plataformas de gestión de Twitter para tener toda la información a mano

Utiliza servicios como Twitter Dashborad, Hootsuite o TweetDeck. Crea columnas con los datos que necesitas tener más a mano una vez empieces con el diálogo múltiple.

Ahora es el momento de tomar buena nota de estos consejos y trucos, y ponerlos en práctica.