Llegó el otoño y con él las nuevas tendencias de diseño web. El consumo cambia y los diseños y la experiencia de usuario también, independientemente del dispositivo desde donde interactúen. No te pierdas estas novedades para estar a la última.

  1. Microinteracciones. ¿Cuántas haremos al cabo del día? Ya hemos perdido la cuenta. Aquellas acciones que hacemos por inercia, sin pensar. A nosotros sí nos toca pensar en estas microinteracciones y en su diseño, ya que a pesar de su sencillez, su potencial puede ser muy alto. Cuando el diseño es bueno, la interacción del usuario es muy rápida. Trata que sean muy intuitivas.
  1. La dependencia de la imagen sobre el texto. La importancia de las imágenes de buena calidad es evidente. Refuerza el sitio web con imágenes o vídeos cortos. Alcanza el equilibrio perfecto entre texto e imagen.
  1. Proyectos con info real. Humaniza el contenido.
  1. Scroooolling. Con la cantidad de diferentes tamaños de pantalla y dispositivos el desplazamiento es vital para la buena funcionalidad. Haz una navegación más sencilla, y elimina clics adicionales.
  1. Los sitios web de conversación/bots y apps. Se están convirtiendo en algo habitual. Tienen que ser fáciles de localizar para que la experiencia de usuario sea más sencilla y accesible.
  1. El menú hamburguesa se desvanece. Ya sabemos que nos ahorraba muchas pantallas, pero desde el punto de vista de su usabilidad estos menús han creado sus problemas. Se están empezando a sustituir por una navegación más simple. Vamos a empezar a ver nuevas tendencias en este sentido.
  1. Push o notificaciones. Las webs están intentando generar este impacto tan habitual en móviles y otros dispositivos, al escritorio.
  1. Uso del Vídeo explicativo animado corporativo. Es una forma rápida y concisa de explicar y promocionar una marca, producto o servicio.
  1. DuotonoLa técnica, que tiene su origen en la impresión, encaja muy bien en diseño web minimal. Aporta vida y coherencia.
  1. Tipografía estilizada. El diseño minimalista permite jugar con los tipos de fuente. La combinación de tamaños y la organización de página puede resultar muy intuitiva de cara a su usabilidad.
  1. Auge de las combinaciones con colores brillantes. Al igual que el diseño minimalista, los colores brillantes también están en auge.
  1. Diseño dividido. Varias imágenes o partes juntas en la misma landing de forma armoniosa y guardando cierta estética, mantiene la frescura necesaria. Pero ¡ojo! que no se vaya de las manos, porque puede haber riesgo de desorden y caos.
  1. Textos y una narración dinámica. Nuestro empeño por mantener buena comunicación y feedback con los clientes es vital. Siempre hay una historia que contar.
  1. Chat en directo. Ayuda a personalizar y dar soporte a nuestro público. Trata que no falte.
  1. Incluye una pantalla completa con desplazamiento hacia abajo para incluir e incorporar aquel contenido relevante. Es mucho menos molesto y el usuario se detendrá.
  1. Una mirada hacia el futuro. No pierdas de vista la realidad virtual para el diseño web. Puede que esté en el aire, pero se empieza a respirar el WebVR. Aunque el 3D tiene un largo camino que recorrer, está ahí.